Sweet_barcelona_dia_mundial_tarta_queso

Hoy celebramos el Día de la Tarta de Queso

2020/07/30 0 Sweet trick

Se trata de una receta simple con mil versiones y mucha historia, que admite infinidad de acompañamientos pero que siempre resulta ideal si se toma fresquita y que es muy apetecible durante los cálidos meses de verano.

Existen tantas variedades de Tarta de Queso, que no sabrás por cuál decidirte: tarta de queso fría, tarta de queso al horno, tarta de queso sin horno, con o sin base de galleta… ¡es tan versátil!

¿Sabías que el objetivo de la elaboración del pastel de queso, no fue otro que ofrecer a los atletas un alimento con gran cantidad de proteínas que les diese suficiente energía para desarrollar sus disciplinas, durante los primeros juegos olímpicos de la historia, en el año 776 antes de Cristo?

Para celebrarlo, hoy os vamos a enseñar dos recetas de este clásico

TARTA DE QUESO AL HORNO (Baja en calorías)

100 gr Queso para untar 0% mg

120 gr Yogur natural desnatado 0% mg

63 gr (4 porciones) Quesitos light

125 ml Leche desnatada

15 gr Almidón de maíz

110 gr Huevo (2 huevos medianos)

15 gr Miel o Sirope de Ágave

15 gr Levadura química

Ralladura de medio limón (solo la parte amarilla)

Precalentar el horno a 170ºC. Calor arriba y abajo. Sin ventilador.

Poner todos los ingredientes en la Thermomix o en un recipiente ancho para túrmix o batidora eléctrica, y mezclar bien.

Verter la mezcla en un molde de vuestra elección (previamente untado con un poco de mantequilla) y hornear, a media altura, durante unos 40-45 minutos.

Es importante no abrir el horno hasta pasados al menos 20 minutos de cocción.

Vigilar que no se queme demasiado por arriba. Si veis que se está dorando demasiado, taparlo con papel de horno hasta finalizar el horneado.
Para saber si ya está listo, pincharlo con la punta de un cuchillo o con un palillo largo. Cuando salga limpio, sin restos enganchados, ya está listo el pastel.

Dejarlo enfriar y desmoldarlo.

TARTA DE QUESO CREMOSA

Ingredientes para 3-4 personas

225 gr Queso crema

75 gr Azúcar blanco

6 gr Almidón de maíz

2 gr Sal fina

25 gr Leche

55 gr Huevo (1 huevo mediano)

Ralladura de medio limón (solo la parte amarilla)

Precalentar el horno a 160ºC. Calor arriba y abajo. Sin ventilador.

Poner el queso crema en la batidora eléctrica, accesorio pala, y mezclar hasta que tenga una textura cremosa. Rebañar bien los laterales con espátula. Añadir el azúcar e integrar bien un par de minutos. Reservar.

En un cuenco aparte y con varilla manual, mezclar primero el almidón y la sal. Después la leche, removiendo bien para que no queden grumos. Por último, incorporar el huevo e integrarlo.

Verter esta última mezcla en la batidora con el queso y azúcar reservados. Mezclar hasta obtener una crema bastante líquida.

Pasar a un molde de vuestra elección, previamente forrado con papel de horno y hornear unos 25-30 minutos. Debe quedar meloso por el centro, pero firme por los bordes.

Al sacarlo del horno, dejarlo enfriar a temperatura ambiente y, sin desmoldarlo, reservar en la nevera unas horas, el tiempo necesario para que al sacarlo del molde no se rompa.

¿Has visto qué sencillas son las dos recetas?

¿Con cuál te quedas?

Y si no quieres cocinar, pide nuestro Cheesecake, te lo enviamos a casa. 😉

Un sweet abrazo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *